D-1: llegan los primeros espadas

Se acabó la espera. Los pilotos y las tripulaciones del Dakar han dedicado todo el año que acabamos de despedir a prepararse para la fecha de mañana, 7 de enero de 2019. La tercera jornada de verificaciones abre los brazos en especial a quienes sueñan con la revancha desde la última edición. En motos, aparte de Matthias Walkner, que se impuso en Córdoba, una legión de pilotos se presenta hoy en los controles con argumentos de mucho peso: por ejemplo, Sam Sunderland y Toby Price en KTM y Adrien van Beveren, Franco Caimi y Xavier de Soultrait en Yamaha. En coches, no cabe duda de que la armada invencible del Team X-Raid dará mucho que hablar gracias al trío Sainz-Peterhansel-Despres reunido en torno a Nani Roma, sin olvidar a grandes promesas como Jakub Przygoński y Yazeed Al-Rahji. Pues bien, a partir de esta mañana se cruzarán en los pasillos con los pilotos de Toyota, Nasser Al-Attiyah, Giniel de Villiers y Bernhard ten Brinke, y con Sébastien Loeb, que aunque siga al volante de un Peugeot, se ha sumado a las filas del equipo privado PH-Sport.